Hoy en día,  emprender online es más común de lo que pensamos.

Esto se debe principalmente a los bajos costos que tiene comparado con un negocio o comercio tradicional.

Sin embargo, he visto mucho contenido que se está produciendo en distintas plataformas con títulos que prometen enseñar a iniciar un negocio con cero inversión, lo cual es totalmente FALSO.

Cualquiera que sea tú idea de negocio,  esta merita de dos inversiones principales y de esas dos es que quiero hablarte hoy.

Si así lo prefieres puedes escuchar el artículo en formato audio:

La primera inversión que tenemos que hacer tiene un GRAN valor moral pero también económico y se trata de invertir tiempo.

La verdad es que muchos llegamos a subestimar el valor del tiempo, cuando este es uno de los principales recursos necesarios que podemos y debemos utilizar al momento de emprender.

Invertir tiempo tiene un valor moral porque requiere un grado alto de compromiso contigo mismo para el manejo del mismo,  respetar horarios,  cumplir con tareas diarias y en fin,  ser responsables con cómo usamos cada minuto para el cumplimiento de tus metas. De hecho en el podcast anterior te hablaba de cómo dejar de procrastinar para aprovechar mejor tu tiempo.

Pero ¿Por qué el tiempo tiene un valor económico?

Porque si no tienes dinero para arrancar tendrás que invertir tiempo en capacitarte en áreas como diseño gráfico,  creación de página web,  gestión de redes sociales, email marketing… todo lo que implique impulsar tu idea de negocio en Internet.

Y si ya tienes un equipo que se encargue de eso tendrás que dedicar tiempo en coordinarlos,  motivarlos y atender a actuales y nuevos clientes.

¿Te das cuenta? El tiempo será tu principal inversión.

Qué necesito para emprender

La segunda inversión que necesitas hacer es en capacitación como hablamos en el punto anterior, pero en este caso la capacitación de ser tanto intelectual como emocional ya que la idea es tanto adquirir conocimiento como fortaleza de espíritu ya que el emprender te va a poner muchas veces a prueba debido a los altos y bajos que comprende el proceso.

Desde mi punto se vista, y luego de 8 años trabajando en línea, recomiendo sin lugar a dudas,  la capacitación constante en ambos aspectos, es decir,  capacitarnos en los temas relacionados a nuestro negocio como también en inteligencia emocional.

Y esta capacitación debe venir de la mano de gente que sepa, que sean especialistas en la materia realmente,  evitando a toda costa los vendedores de humo ¿Cómo? analizando con ojo crítico lo que nos ofrece versus sus experiencias y resultados.

Entonces, aquí las tienes, las 2 principales inversiones que hay que hacer al momento de emprender:  tiempo y capacitación.

¿Estás haciendo un buen manejo de estos dos recursos?

DESCARGAR EBOOK GRATIS

Revisa tu correo y confirma la suscripción