Uno de los grandes problemas que afecta a chicos, a adultos y que definitivamente a todos nos preocupa es el acné, decenas de granos infectados que dejan marca y deforman los contornos de la piel. Pero eso puede quedar en el pasado con nuestro top de remedios caseros para el acné.

¡Conócelo!

10 remedios caseros para el acné ¡Tratamiento efectivo!

¡El té verde es tu aliado!

Gracias a sus diversos compuestos antioxidantes y antimicrobianos hará algo más que combatir el acné, ayudará a tu piel a regenerarse y calmará las zonas irritadas. Para usarlo, prepáralo y empapa un algodón en el líquido ya frío y colócalo sobre la zona afectada.

La miel.

Es una forma natural de endulzar tu vida, pero lo cierto es que cuenta con propiedades antibióticas que la hacen uno de los remedios caseros para el acné. Para usarla toma algo de harina de avena (más o menos una taza) y añade miel suficiente para formar una suerte de mezcla homogénea. Aplica por 30 minutos en tu piel todas las noches.

La menta.

El té de menta es uno de los remedios caseros para el acné porque elimina esa grasa que suele obstruir los poros y causar el acné. Para usarle prepara el té y aplícalo frío con un algodón todas las noches.

Equinácea.

Es una plata que se usa para curar heridas y curar la gripe, pero tiene propiedades antiinflamatorias y antibacterianas que, créenos, te ayudarán con el acné. Prepara una infusión y aplícala en tu rostro usando un algodón todas las noches.

El ácido salicílico.

Lo encontramos en la aspirina común y es uno de los remedios caseros para el acné más rápidos. Todo lo que debes hacer es tomar cuatro pastillas, molerlas y añadir algunas gotas de agua. Luego, colócalo toda la noche sobre las espinillas ¡verás la diferencia al día siguiente!

Té de Manzanilla.

Es uno de nuestros remedios caseros para el acné gracias a sus propiedades antiinflamatorias, y todo lo que necesitas es tomar una bolsita de té y añadir algunas gotas de agua para formar una pasta y colocar dicha pasta sobre la zona afectada.

Aloe vera.

Es ideal para tratar las quemaduras porque aumentar el flujo sanguíneo, desinflama y promueve la curación de la piel. Por tanto, es ideal para el acné porque matiza las imperfecciones que causa.

Zumo de limón.

Es un exfoliante que matiza las cicatrices que ya tengas y que al limpiar y desinfectar la piel previene la formación de más acné. Todo lo que debes hacer es exprimir un limón y aplicarlo en tu rostro en movimientos circulares por diez minutos con un algodón.

Vinagre de sidra de manzana.

Es alto en su contenido de ácido málico y en ácido láctico, ideales para exfoliar, reducir las manchas rojas y prevenir el acné. Todo lo que debes hacer es mezclar 4 cucharadas de vinagre de manzana con cuatro de agua y aplicar en tu piel todas las noches con un algodón.

Pastillas de Omega-3.

Los ácidos grasos que pertenecen al Omega 3 resultan en uno de los mejores remedios caseros para el acné por sus propiedades antiinflamatorias.

remedios caseros para las espinillas

¿Lo mejor? Sólo debes tomar una pastilla o cápsula diaria.

Finalmente hemos acabado, pero cuéntanos ¿cuál de estos remedios caseros para el acné usarás primero? Sea cual sea, déjanos en los comentarios cómo te fue con él.

DESCARGAR EBOOK GRATIS

Revisa tu correo y confirma la suscripción